La naturalidad de nuestro queso se basa en una recogida de leche directa a ganaderos y recepción de leche en fábrica no superior a 48 horas. Con ello nos garantizamos la frescura y calidad de la leche.

Consideramos a nuestros ganaderos una parte inseparable y muy importante de nuestra fábrica, piezas clave y fundamentales en la elaboración de nuestros productos.

Dedicamos todos nuestros medios a la calidad de la leche que producen.